Sunday, June 5, 2022

Carlos Mellado ante el espejo

 Esta semana el secretario de Salud Dr. Carlos Mellado se atrevió a ir contra los mogules de las aseguradoras. ¿Será el principio del fin como funcionario o es el comienzo de una nueva era?

(NOTA: Esta columna de opinión fue publicada en !Ey! Boricua el domingo 6 de mayo de 2022 - https://eyboricua.com/opinion/carlos-mellado-ante-el-espejo/ ) 

Lady Gaga dijo una vez que “la verdad es como un espejo. Puedes arreglarlo si está roto, pero aún puedes ver la grieta en su reflejo”. La estrella del pop se refería a eso ineludible que es decir la verdad. Esa irrefutable existencia de algo que es real, aunque rebase la lógica, porque se sabe, se ve, se siente, se piensa y se vive. Después de todo, hay verdades que por más que intenten acallar, están ahí.

Eso fue lo que pasó hace unos días cuando el secretario de Salud, Dr. Carlos Mellado, sin titubearlo mucho, se atrevió a decir la verdad.

No se llevó por los “talking points” que redactó algún relacionista, cabildero o abogado. Tampoco fueron los mensajes que esbozan en La Fortaleza o en el partido. Esos que mandan por email en las mañanas en pequeñas frases tipo “bullets”, para que sea el libreto que repitan en todos los medios a lo largo del día, terminando con el programa de chismes del hombre que no acepta sus problemas y que se viste de mujer por TeleOnce.

No. Mellado sacó pecho, y se atrevió a ir de frente para decirle “basta ya” a las aseguradoras del plan de salud del gobierno, Vital. Fue enfático y no titubeó cuando le advirtió a First Medical, Triple S, Plan de Salud Menonita, MMM Multihealth que tienen que pagarle a los proveedores y médicos, que no aguanten el dinero o tendrán que devolverlo. Fue incluso más lejos y dijo que establecerán topes de ganancias. ¡Uy!

Esas son malas palabras para las aseguradoras en un mercado en el que en el último año y medio se han vendido varias (MCS, MMM, Tiple S) a fondos de capital en cinco transacciones que superan los $5,000 millones, aunque de eso no se hable. Algo vieron esos mogules en el mercado de la salud de Puerto Rico para querer comprar aquí, pero mientras tanto, los médicos no cobran y hay quejas constantes del público.

“Si se tiene que devolver dinero, se va a hacer. Ya está bueno de que las aseguradoras se queden con el dinero”, dijo Mellado a En Blanco y Negro.

“El 92 por ciento. De cada dólar, 92 centavos tienen que llegar al paciente y eso llega a través de los proveedores. Si los proveedores en Puerto Rico no tienen suficiente dinero para poder llevar sus oficinas, no estamos haciendo un buen servicio en Puerto Rico. Estamos haciendo flaco servicio. Sí nuestros especialistas se siguen yendo para los Estados Unidos, no estamos haciendo un buen servicio. Si nuestros médicos primarios se están yendo, tampoco lo estamos haciendo. ASES se debe al pueblo y el dinero no es de ASES. Es del pueblo de Puerto Rico”, dijo, enérgico, Mellado.

Advirtió que reportarán a las aseguradoras que incumplan “y si hay que devolver el dinero, se devuelve” ya que esos dineros no les pertenecen a los planes médicos ni al ASES. Son 76% fondos federal y el resto lo que paga el gobierno de Puerto Rico, los municipios y los contribuyentes en sus planillas.

 “Así que ese dinero se tiene que respetar. Aquí tiene que haber servicio. Aquí no se puede cancelar el contrato sin justa causa y ningún médico se puede quedar sin dar servicio. Hay médicos suficientes para poder trabajar y es hora de que el gobierno tome acción. Esa es mi meta”, dijo Mellado.

“Que se sepa desde ahora, que todo el mundo lo sepa. Vamos a ajustar las tarifas de los médicos primarios. El médico va a cobrar lo que justo tiene que cobrar igual que el especialista, que tiene que cobrar el 70% de la tarifa”, puntualizó. Supuse que él, como médico primario, conoce bien las precariedades que enfrentan los galenos, pero no había podido hacer nada.

En realidad, parte del problema era ASES que controla esos fondos. La Administración de Servicios de Salud es la que maneja el plan Vital para 1.5 millones de puertorriqueños que son indigentes. Pero en ese renglón Mellado también sorprendió en la entrevista cuando admitió que él le pidió la renuncia al exdirector de ASES, Jorge Galva.

La versión oficial del gobierno fue que Galva renunció, pero desde el primer momento las fuentes en esa agencia me confirmaron que fue despedido por querer mantener el mismo sistema que había implementado desde la época de Ricky Rosselló el grupo de los hoy arrestados federales Angie Ávila, exdirectora de ASES y los contratistas de BDO Fernando Scherrer y Alberto Velázquez Piñol. Mellado aceptó que Galva, al mantener elmismo sistema, dejó un caos en (ASES)

Pero Mellado incluso fue más lejos y en la entrevista también admitió algo que hemos venido cubriendo consistentemente desde el 2019 y que ni él, ni sus antecesores, ni nadie en gobierno había admitido: que las autoridades federales realizan “múltiples investigaciones” en Salud.

Algunas de esas investigaciones datan de la época en que la agencia era administraba por Mabel Cabeza y su grupo de amigas que incluían a  Adil Rosa, Lyzza Miranda y otras personas que no eran médicos sino entes políticas. Muchas de éstas funcionarias fueron ubicadas en Salud por la pareja de cabilderos Elías Sánchez y Valerie Rodríguez mientras el Dr. Rafael Rodríguez Mercado era secretario. Allí Cabeza estableció un esquema de contrataciones, pero todo eso lo detuvo el exsecretario Dr. Lorenzo González.

“Yo no te puedo hablar de doctor Rodríguez Mercado, pero creo que él hizo un buen trabajo y fue una víctima de cosas que no debieron haber sucedido. Y te las canto como las veo, y lo digo de frente. Lorenzo González fue un excelente secretario y fue quien logró el control en el departamento y ponerlo en función, y yo quiero hacer lo mismo”, dijo Mellado.

Desde el 2019 este medio viene investigando múltiples irregularidades en Salud y desde el 2020 ya habían investigaciones federales en la agencia. Para el 2021 la Oficina del Inspector General (OIG) comenzó a investigar los contratos en Salud.

“Sí, en Salud tenemos investigadores del FBI y tenemos una comunicación excelente con Joseph González, el director del FBI que ha sido de gran ayuda. Hay que recordar que tenemos a (Rafael) Riviere, que es un exFBI en el Departaemtno de Seguridad Pública… Tenemos un mutuo acuerdo con el gobierno federal y vamos a limpiar la casa. Lo mismo estamos haciendo con el juez Gelpí en el caso (federal) de Discapacidad Intelectual, y tenemos reuniones constante con el monitor federal”, agregó Mellado.

Indicó que su prioridad es “limpiar” la agencia de la corrupción y para eso, la Junta de Subastas será independiente y transparente para evitar que los contratos se den “al garete porque vamos a tener una buena junta de subasta donde nadie pueda tener injerencia. Yo no voy a estar en la junta de subasta, no me interesa estar ahí. Vamos a hacer todo transparente”, aseguró.

"El departamento (de Salud) es bien difícil. Es un animal de 74 cabezas, pero estamos trabajando y vamos a despolitizarlo”, dijo Mellado.

 ¿Por qué Mellado se atrevió a hablar ahora?, me pregunté. Quizás fue que lo cogí en un momento inesperado, con la guardia baja. El escenario fue en una entrevista que me concedió el miércoles en la noche, mientras iba para un evento con su hijo y yo la publiqué al día siguiente.

A lo mejor fue que se cansó de los libretos y los silencios estratégicos, por que él mismo me admitió antes de grabar la entrevista, que sabe que el pueblo no les cree a los funcionarios del gobierno. Esa molestia y falta de credibilidad la vimos el viernes cuando estudiantes de Ciencias Médicas, abuchearon al gobernador, en un acto de dignidad porque fue esa clase la que más se afectó con las políticas de recortes que el mismo Pierluisi defendió mientras era abogado de la Junta de Control Fiscal.

Mellado sabe que el ambiente en el país se está calentando. Tiene el oído en tierra. La gente ya no tiene paciencia para los políticos ni para el gobierno. Es hora de que los funcionarios públicos dejen de ocultar cosas. Después de todo, “en una época de engaño universal, decirla verdad es un acto revolucionario”, como dijo George Orwell.

Sea como sea, resultó refrescante ver a un jefe de agencia que se salió del libreto para hablar sin miedo. Eso es lo que exige el país.

 

 

No comments:

Post a Comment