Pages

Monday, November 23, 2015

Su majestad Bacó


Alberto Bacó

 (Columna publicada en NotiCel el 21-10-15 http://www.noticel.com/blog/182339/su-majestad-baco.html )


Puerto Rico tiene un rey al que el Gobernador le rinde pleitesía y que mira al pueblo como si fueran sus súbditos, meros plebeyos que somos todos unos perdedores: Su Majestad, Alberto Bacó Bagué.

El Secretario de Desarrollo Económico y Comercio tiene que ser coronado con el título del funcionario más arrogante en tiempos de crisis y el que más mensajes políticamente incorrectos dice cada vez que abre la boca.  Al estilo insultante y humillante de Donald Trump, sólo que no tiene los millones del gringo, aunque se lo crea y lo aparente. Se desvive por estar rodeado de multimillonarios. Los busca. Les carga las colas, se toma fotos y llena su oficina con la colección de esas imágenes en una orgía de soberbia que sólo puede tener aquel que nunca ha sabido lo que es tener necesidad.

Como un soberano borracho de poder, actúa con una impunidad ante la opinión pública que es casi pasmosa. Habla e insulta a los que sudan el salario mínimo,  pero él, como un pachá, se cree intocable. En su vendimia de éxtasis al estilo del Dios Baco, se regocija cada vez que ve a un multimillonario,  olvidando que es un servidor público y que se debe al pueblo. Pero como el Gobernador Alejandro García Padilla se lo permite, sigue así.

El peligro de este jefe de agencia es que no se ha dado cuenta que trabaja para una colonia en un territorio tercermundista que está endeudado hasta las teleras. Por eso no lo acepta. Por eso fue que con total desfachatez le dijo al periodista de Al Jazeera que las críticas contra su estrategia de atraer inversionistas millonarios a una Isla que cumple casi una década de estancamiento vienen de "perdedores de nacimiento". Para él, el mundo es de ricos, y los pobres o trabajadores son los “born losers”.

Pero no es gracioso lo que dice. Es peligroso. En un país en crisis, en el que miles de personas pierden sus empleos, sus casas o sus carros porque no hay dinero, o que tienen que emigrar para sobrevivir, o que tienen que buscarse dos y tres trabajos para enfrentar la ola de aumentos e impuestos de los últimos años, el mensaje que comunica Bacó es de terror y cinismo. Resulta incomprensible que se le permita.

Es peligroso que él maneje la política económica del país con esa actitud, porque explica mucho el por qué la economía no echa pa’lante.  Su fórmula de desarrollo económico, tal y como proyecta con sus acciones ante el país, es que su afán es darle todo a los ricos y el trasero a la gente.


Nos llama “born losers” al pueblo pero los negocios que él ha hecho son regalando el país. Ahora mismo con el caña azúcar quiere que el gobierno le regale $50 millones a una familia millonaria de la República Dominicana que tiene dinero de sobra, como ha hecho en otros caso.  Pero en tono sarcástico, tal y como le respondió al reportero de Al Jazeera, dice que esos millonarios que atrae regalándole el país con las leyes 20 y 22  “te crean entre tres a cuatro empleos”… “Están usando los servicios de helicópteros y los pilotos están bien contentos…. Ellos están sumando”. ¿Sumando qué? Los impuestos los paga el pueblo.

El desfase de la comunicación es tan cínico que resulta increíble la reacción tan pusilánime de La Fortaleza diciendo que  no era la visión de la administración. ¿Será acaso que estos comentarios fueron otra estrategia de distracción? Parecía un montaje para que la gente dejara de hablar del fracaso en la convención del PPD y del desfile de políticos de ese partido ante el Gran Jurado Federal en un caso de corrupción.

El problema inherente es que se perpetúa el clasicismo y la actitud de desprecio a la mayoría. Por menos que lo que ha dicho Bacó aquí botaron a otro patán clasista, aquel que dirigía Roosevelt Roads y que le dijo a la comunidad de Ceiba “Such is life”. Por menos que eso se tuvo que ir aquel jefe de la AEE cuando metió la pata al decir que el problema eran los animalitos en las luces.

Aun cuando la inmensa mayoría de los alcaldes del Partido Popular Democrático no lo soportan, Bacó sigue bendecido, regentando como Su Majestad. De hecho, en los círculos entre los alcaldes le llaman “El Bonitillo”, por sus lentes de diseñador, su peinado con gel al estilo lamida de vaca con gel y la actitud.

Pero nada de eso importa. A Bacó lo protegen. No importa si ha actuado como un “bully” ante la opinión pública. Sí, porque no se puede olvidar que fue Bacó quien le dijo a The Washington Post que los puertorriqueños somos unos “vagos y conformistas” al aceptar la deuda de $70,000 millones, como reseñó NotiCel en el 2013. 

Bacó fue el mismo que se unió a Miguel Ferrer tras su tormentosa salida de UBS para formar un club para promover a Puerto Rico.  Y fue el mismo que en medio de la histórica devaluación del crédito de Puerto Rico, se fue de vacaciones en un Safari por África. Primero dijo que las vacaciones eran familiares, después que eran muy importantes “para la próxima etapa de mi carrera”, y luego dijo que en ese viaje se fue a celebrar el cumpleaños de María Luisa Ferré Rangel, dueña de GFR Media y de otras empresas que tienen contratos con el gobierno. Además dijo que La Fortaleza le había aprobado las vacaciones y que se las merecía por el trabajo arduo, y el Gobernador lo defendió diciendo que había dado resultados su gestión al mando de DEC.

Bacó dice que los que critican son “losers”, y él, ¿qué es? ¿No fue acaso él dueño de unos negocios que tuvo que vender porque los tenía quebrados?

Señor Bacó, de rey usted no tiene ni un pelo.  Aunque se crea que camina sobre el agua y que  el pueblo tiene que rendirle pleitesía, se equivoca. Usted es un simple mortal.  No sea  patán y respete al país si es que no se respeta a usted mismo. Mejor recoja sus bártulos, las fotos de los millonarios que adornan las paredes de su oficina pagada con fondos públicos, y como le gustan los viajes exóticos,  váyase a regentar por allá en las 16 islas esas que quedan en la parte más al sur de África, por el Océano Índico. Váyase para allá.

No comments:

Post a Comment