Pages

Wednesday, June 22, 2016

Puerto Rico subliminal

(Foto de la BBC)

(NOTA: Esta columna apareció originalmente en NotiCel el 22 de junio de 2016 - http://www.noticel.com/blog/191729/puerto-rico-subliminal.html )



Un hombre lanza dos bombas molotov contra la compañía DuPont Pioneer en Salinas y es como si hicieran “shhh”, silencio. Nadie habla. Otro disparó contra La Fortaleza y después supuestamente se suicidó, pero también hay mutismo. Allanaron la residencia de un cantautor cuya esposa dirige el diario El Nuevo Día, pero la noticia pasó casi inadvertida, y casi igual pasó cuando los agentes federales devolvieron el equipo sin decir nada. Alguien filtró un mensaje de texto de la subsecretaria de prensa de la Mansión Ejecutiva en el que insultó y quiso amedrentar al periodista Rafael Lenín López, y es como si nada pasara. Cosa rara lo que veo.

Es como si nadie quisiera hablar en voz alta de lo que pasa, quizás porque todo eso coincide con un momento crítico en la historia de Puerto Rico. Sucede a semanas de que los tres poderes del gobierno federal denunciaran que somos una colonia, a semanas de que venga la Junta de Control Fiscal, y en medio del shock de los políticos porque vendrán los americanos a mandarlos. Por eso algunos, a lo mejor buscando pauta, se colaron en el peregrinaje histórico de líderes cívicos hasta la sede de la ONU en Nueva York para denunciar el coloniaje, sin que pase nada. En el ínterin, en Hato Rey, la jefa de la fiscalía federal Rosa Emilia Rodríguez, dice que apoya la libertad de expresión pero que han visto “unas actuaciones en las últimas semanas que nos preocupan", y pidió la cooperación ciudadana para procesar a cualquiera que cometa un delito u acto violento.

Todas estas cosas son señales. Nos muestran lo que de verdad pasa tras bastidores, pero al pueblo, como si fuéramos meros espectadores en una sala de un teatro, nos toman por sorpresa.

La pregunta es: ¿nadie ve lo que sucede? ¿Por qué no se hacen conexiones entre estos sucesos? ¿Por qué nadie profundiza en estos asuntos? En otra época y bajo otras coyunturas estos temas habrían tenido otras repercusiones ante la opinión pública. Pero ahora no. Nadie lo habla porque el sistema nos quiere mantener como morones. Nos calla para manipularnos.

En la comunicación subliminal uno tiene que identificar los mensajes que pasan por debajo de los límites normales de la percepción.

Wednesday, June 15, 2016

Odio


Discoteca Pulse en Orlando, Florida (Foto CNN)

(NOTA: Esta columna fue publicada originalmente en NotiCel el 15 de junio de 2016  http://www.noticel.com/blog/191452/odio.html)


Estamos en una era donde el odio reina. El odio se manifiesta en todo, desde el que habla por un micrófono en la radio hasta el que señala al que es diferente desde un púlpito. Desde el que insulta en las redes sociales al que opina distinto, hasta el que se burla en la calle de los demás. Y cuando ese odio alcanza niveles incontrolables, crea monstruos que hay que combatir. El domingo ese odio que anda suelto nos dio duro. Mató e hirió en Orlando a más de 100 personas inocentes en uno de los más atroces actos barbáricos jamás vistos. Nos jamaqueó, nos apretó el corazón a todos. La tragedia nos tocó de frente y el sentido de impotencia nos desgarró el alma.

El odio iba dirigido a la comunidad gay, pero también a los puertorriqueños y las demás minorías que viven en Orlando, esa gran meca de la ilusión y la esperanza. En esa ciudad que se asocia con el mundo de la fantasía de Disney, que representa el sueño americano a donde millones de boricuas van como peregrinación anual y otros han convertido en el municipio más grande de la diáspora, se convirtió de pronto en epicentro de la guerra contra los gays.  Fue terrorismo en una de sus peores manifestaciones. El odio contaminó el ambiente y alteró la proyección de esa ciudad de la Florida central.

Pero ese odio tiene orígenes en otras esferas de la sociedad. Al interior de los hogares, en los lugares de empleo, en familias y centros religiosos. Donde quiera que no se acepte al que sea diferente, vive ese odio. Por desgracia tenemos todos que reconocer que donde más se filtra ese odio hacia todos los sectores es a través de los medios de comunicación. Y en el ataque terrorista que cegó tantas vidas en la discoteca Pulse de la ciudad de Orlando, ese discurso se filtró desde el primer momento.

Thursday, June 9, 2016

Hambre, Colonia y Esclavitud



Escribió un día el Vate:
"He roto el arco-iris
contra mi corazón
como se rompe una espada inútil contra una rodilla"
Y hoy 9 de junio de 2016, somos la espada inútil que la metrópolis rompe contra una rodilla. Los tres poderes del amo se unieron para declararle al mundo lo que siempre se supo, que Puerto Rico es una colonia.

" He soplado las nubes de rosa y sangre
más allá de los últimos horizontes.
He ahogado mis sueños
para saciar los sueños que me duermen en las venas
de los hombres que sudaron y lloraron y rabiaron
para sazonar mi café..."

Hoy, no como un soplo, sino más bien un ventarrón que anuncia una tempestad, El Ejecutivo, el Judicial y el Legislativo cantaron al mismo son."O junta o nada", dijo primero el presidente Obama y le dio un ultimátum a los puertorriqueños que si no aceptan la Junta de Control Fiscal,  no hay nada más  que buscar. El segundo fue el Tribunal Supremo de los Estados Unidos que decidió que Puerto Rico no tiene soberanía propia para fines de la cláusula constitucional federal contra la doble exposición en casos criminales. Y el tercero fue el Congreso, cuando aprobó por abrumadora mayoría la imposición de una Junta para que supervise el desmadre económico que han dejado los gobiernos isleños de las pasadas décadas.

Muñoz Marín, en su poema del año 1920 titulado "El panfleto" , pregonaba que se sentía como un mensajero de Dios y que rompía con los esquemas de esa época para sacar a Puerto Rico de la pobreza. Fue un maestro de la propaganda y creó imágenes que fueron idolatrados por muchos. Así, durante años, convenció al pueblo, convenció al mundo y logro acallar las voces de los independentistas y los republicanos de entonces, ideándose un nuevo orden de gobierno que denominó el Estado Libre Asociado.

Wednesday, June 8, 2016

El caballero de la eterna sonrisa: Gino Ponti (Obituario)




La noticia me llegó hace unos días como hoy suelen llegar muchas: por Facebook. Para los periodistas más jóvenes y los novatos que nacieron desde Google para acá, pasó inadvertida. Pero para los de mi generación, que nos curtimos en las luchas por hacer un periodismo serio a finales de los años 90, para los ochentosos, y para nuestros mentores de las décadas anteriores, chocó. Fue como un golpe, de esos que te da en el pecho y te sacude, porque sabes que nunca volverá a existir uno como él. Único. Irrepetible. Inolvidable. El caballero de la eterna sonrisa volaba alto. Gino Ponti se fue.



Era, para muchos, uno de los mejores editores que ha pisado sala de redacción alguna en Puerto Rico. Como periodista era valiente, arrojado. Uno de los más avezados, que hurgaba y preguntaba sin cesar pero con un respeto que ya casi no se ve en el periodismo. Después de todo, Gino estaba asignado a cubrir las noticias duras, las policíacas, y con los años, se había curtido con esa faena. Pero la crudeza que vio y narró en tantas historias no le afectó su semblante. Guardaba la distancia prudente para poder ver todos los lados de la noticia, y al final, sacaba unas crónicas que eran de antología.



Fue, sin duda, una de las más fulgurantes estrellas de lo que un día llegó a ser el medio de comunicación más respetado, el mejor en Puerto Rico, The San Juan Star. Trabajó allí desde el 1973 cuando llegó a la isla, y pasó por los mejores años del ejercicio reporteril y de ese medio, en esa época en que en la sala de redacción lo acompañaban maestros inigualables y legendarios como un Tomás Stella, un Manny Suárez, una Eneid Routté-Gómez, una Lorelai Albanese, una María Padilla, un Andrew Vigglucci, y tantos otros que hacían verdadero periodismo investigativo. Sin miedo, con responsabilidad.



En el 2010 publicó su libro ʺ A Reporter’s Notebook in Puerto Ricoʺ, que incluye algunas de sus crónicas y reportajes publicados en el Star. Aunque son cortos, reflejan el espíritu aventurero, jovial y gracioso de Gino. En una de las historias narra cuando se quedó literalmente atrapado por su oficio cuando en uno de sus despites fue al baño mientras cubría unas vistas aburridas en un edificio del gobierno federal en Hato Rey y se quedó encerrado. Al salir descubrió que todos se habían ido ya y que estaba solo. En el libro también recoge la serie que publicó sobre las drogas y cuando, de noche, entró en la barriada  La Perla para entrevistar a traficantes y usuarios. La manera en que narraba y describía las escenas hace que uno como lector se sintiera presente en ese sórdido ambiente de miseria que provoca la adicción.

 

El libro incluye una serie de sus reportajes dedicados a William Gordon Pagán, un hombre encarcelado durante siete años por un crimen que no cometió. La serie fue instrumental para su liberación al traer a la atención del Departamento de Justicia evidencia que no había aparecido en el juicio.



El libro también tiene una serie que tuve el gusto de leer en el Star en el momento en que salieron originalmente publicadas, como para el 1995, y que me impactaron de por vida. De hecho, me marcaron tanto que me hicieron ver el ejercicio del periodismo de otra forma, más humano, más compasivo. Fue aquella serie en la que Gino se convirtió en deambulante y vivió con ellos por varios días. En cada crónica describía el rechazo de la gente hacia los desamparados de la calle y las penurias que  experimentaban.



Esa serie me caló tan hondo que casi cinco años más tarde, estando yo de reportera en El Nuevo Día, le dije a Gino que me ayudara porque que quería hacer algo parecido. Yo había estado con el doctor José Vargas Vidot en uno de las intervenciones de Iniciativa Comunitaria en Río Piedras, cerca de la Universidad de Puerto Rico, y conviví con personas de la calle y adictos.

El trabalenguas de las primarias




(NOTA: Esta columna salió publicada el 8 de junio de 2016 en NotiCel -  http://www.noticel.com/blog/191186/el-trabalenguas-de-las-primarias.html )

Como en un trabalenguas, las primarias del pasado domingo le trabaron la lengua a muchos. Confunden y por eso hay muchas cosas que no se han dicho de lo que verdaderamente pasó hace tres días.

Se habla que ya el público adjudicó. Todo el mundo habla de quien votó y quien no, que partido movilizó y cual no,  que candidato sacó más votos, la poca participación electoral y lo lento que fue el proceso aún con las máquinas de escrutinio electrónico. Pero todavía hoy se oculta o se trata con guantes de seda en los medios como es que una empresa privada secuestró el proceso de información y cómo eso apunta a un peligro inminente para las próximas elecciones.

La empresa de telecomunicaciones Claro fue la que se llevó el contrato de transmisión de datos de la Comisión Estatal de Elecciones para estas primarias, pero es como si no quisieran hablar de eso ni pedir explicaciones. La presidenta de la CEE, Liza García, tímidamente dijo ayer que evaluarían otros proveedores, y en los medios noticiosos ha habido silencio.  ¿En qué áreas geográficas hubo más  problemas con esa empresa? ¿Será que no tienen la señal que dicen tener?

¿Y por qué los periodistas no fiscalizan eso? ¿Será acaso porque en los medios tienen miedo de perder dinero de anuncios? ¿O será que la empresa impone tapabocas en los que supuestamente hacen análisis político? ¿No es eso un intento de secuestrar la democracia? ¿Por qué no usaron más de una empresa de transmisión o dividieron el presupuesto que tenían en más de una? ¿Hubo subasta para los proveedores? ¿Qué dicen los comisionados electorales de los partidos al respecto? ¿Y la Junta de Telecomunicaciones, por qué calla? ¿Si hubo tal caos en la transmisión de datos,  con tan pocos electores, qué cosas no pasarán cuando sean las elecciones generales? Esas son algunas de las preguntas que ni García, ni los comisionados de los dos partidos principales, ni en los medios contestan.

La narrativa pública en estos días se ha centrado en la poca participación y en que Bernier le regaló al
penepé un espadín de esgrima y Rosselló respondió diciendo que le enviaría tenis viejas. Es decir, volvemos a los viejos estilos de siempre de menospreciar la inteligencia del elector con temas superficiales sin sustancia para desviar la atención de lo medular. Y lo medular que revelaron estas primarias es que ninguno de los dos partidos movió la gente esperada, que ninguna victoria está escrita en piedra, que los dos candidatos tendrán que hacer ajustes de enfoque y mensaje, y que la Junta Fiscal es un hecho. Dejará sin poder real al que salga electo.

Tuesday, June 7, 2016

Debates políticos: Maripily vs. El Guitarreño



(NOTA - Esta columna fue publicada en NotiCel el 18 de mayo de 2016 y había olvidado subirla aquí - http://www.noticel.com/blog/190289/debates-politicos-maripily-vs-el-guitarreno.html =
 
Los debates entre los candidatos políticos de las últimas semanas están al nivel de Maripily y El Guitarreño: Son concursos de buscar pauta. Todo se basa en ganar audiencias, llamar la atención y no decir mucho más. Lo que hay detrás es algo que se deja a la imaginación del espectador. 

Pierluisi me recordó al Guitarreño cuando dice “me duele el pecho” porque no se esperaba que un nene como Ricky le saliera tan duro. Y Ricky se me pareció a Maripily cuando intentó  meterse a cantante al son de “yo trato, trato, trato”, o cuando peleaba con alguno de sus novios por sus intereses. No hubo tal debate. Fue un soporífico concurso entre cuál era el menos malo entre los malos.  Es más, las elecciones dominicanas tuvieron más pique que los debates de aquí.

A decir verdad ni Pierluisi ni Rosselló ni los demás políticos han debatido. Más bien, tanto políticos como medios informativos crean esos foros que empacan y anuncian como debates por conveniencia mutua. El medio, porque necesita audiencias, atraer anunciantes y rescatar el aura de credibilidad que antes se le adscribía a la prensa, y el político, para recitar sus 'slogans' de campaña o para tratar de lucir inteligentes y capaces pero hasta ahí. 
Los debates ni entretienen, ni informan, ni resuelven nada. Tampoco sirven para escoger al mejor porque al final todos lucen igual de mal. ¿En qué resuelven esos llamados debates el problema de la crisis fiscal o qué representan para el que ahora mismo está sin empleo? Nada. Son más de lo mismo.

Thursday, June 2, 2016

Ponencia sobre Ley de Transparencia y Acceso a la Información Pública





2 de junio de 2016


Hon. José ʺConnyʺ Varela
Presidente
Comisión de Gobierno
Cámara de Representantes de Puerto Rico
Aldiaz@camaraderepresentantes.org


Señor Presidente:

Ref.: Ponencia en torno al Proyecto de la Cámara 2944 para establecer la Ley de Transparencia y Acceso a la Información Pública

ʺPara establecer la política pública de acceso a la información y documentación gubernativa; ordenar, organizar y pautar lo mecanismos de acceso real; consignar principios e instrumentos de garantía al acceso; establecer la obligación gubernativa de informar y de educar sobre el principio y la práctica de la transparencia gubernativa, el acceso a la información y documentación, y a os mecanismos de cómo conseguirla; organizar y reglamentar los mecanismos de creación de expedientes; ordenar la designación de un Oficial de Información Pública; crear una Junta Administrativa Revisora de controversias sobre violaciones a esta ley; pautar un procedimiento de Apelación Judicial final a las resoluciones de esta Junta y para otros finesʺ
---

Señor Presidente y señores integrantes de esta Comisión, comparece ante ustedes Sandra D. Rodríguez Cotto. Vengo a deponer sobre esta medida por petición de periodistas a favor y en contra a la misma, y a base de las serias interrogantes y preocupaciones que levanta en mi carácter personal y laboral.

Soy relacionista profesional, con el número de licencia #R-389,  laboro en este campo desde el año 2004 y presido mi firma de consultoría, Joy PR, pero muchos me conocen por mi carrera como periodista en y fuera de este país.  Hoy vengo a deponer en calidad de comunicadora, como relacionista profesional, y como periodista de vocación con una larga trayectoria. Vengo además como analista de medios de comunicación, función que llevo haciendo por más de 25 años. Adjunto a esta ponencia encontrará una descripción de mi experiencia profesional esos campos.

Agradezco a la Comisión y a los legisladores la oportunidad de comparecer ante esta Comisión de Gobierno para exponer mis serios reparos, recomendaciones y otros planteamientos en torno a la medida que crearía la Ley de Transparencia y Acceso a la Documentación y a la Información Pública (P. de la C. 2944).

       I.          Introducción

Para preparar esta ponencia les debo admitir que he conversado con cuatro abogados, una jueza del Tribunal de Primera Instancia, otra jueza del Tribunal de Apelaciones, con tres líderes comunitarios, más de una decena de relacionistas profesionales y con más de 20 periodistas de todas las regiones geográficas de Puerto Rico a los que les he consultado su parecer  y poder así dar una opinión informada.

Conversé varias veces incluso con mi amigo y uno de los proponentes de la medida, el periodista Oscar Serrano, quien me presentó varios de los temas y me contestó preguntas, al igual que otros miembros del Centro de Periodismo Investigativo de Puerto Rico. No he conversado con los presidentes de gremios de periodistas, pero si leí la ponencia de la Asociación de Relaciones Profesionales de Puerto Rico.

Todas esas gestiones me llevaron a concluir varias cosas irrefutables:

1.      Que la mayoría de los periodistas NO se han leído la medida propuesta ni todas las ponencias a favor o en contra. Sus expresiones se basan en comentarios de colegas o en la percepción que se ha generado por los titulares de los medios que han cubierto el tema. En ese sentido, la opinión pública que se ha generado no parte de un conocimiento real del tema propuesto.

2.      Que NO todos los periodistas se han expresado del tema. Tampoco se han expresado  públicamente ni han comparecido hasta ahora a las vistas públicas los empresarios mediáticos o los representantes de la mayoría de los medios o las empresas mediáticas en la prensa tradicional nacional o regional. Esto hace preguntar a su vez por qué NO le han prestado interés a este asunto, lo que me obliga a especular si ese silencio responde a su vez al desconocimiento del tema, a que la prensa en realidad apoya la medida o a si en verdad  la rechazan y no quieren decirlo públicamente. Cualquiera de esas razones necesitaría una aclaración.

3.      Que los relacionistas y otras profesiones relacionadas al campo de la comunicación no se han expresado sobre un tema que los afecta directamente. Se necesitaría su insumo en este asunto.

4.      Que son pocas las entidades comunitarias que han participado en la discusión y no se ve una amplia diversidad de grupos cívicos, religiosos, sindicales o de otras entidades participando, más allá de las cerca de 30 incluidas en las listas distribuidas por el Centro de Periodismo Investigativo hasta el momento. Desconozco si ha habido reunión cumbre de estos sectores  y si las incluidas en la lista en realidad son representativas del resto.

5.      Que también ha sido limitada la participación en este asunto de la academia, particularmente de los programas de comunicación y política a nivel universitario. No están todas las universidades participando y eso merece una explicación.